sábado, 5 de noviembre de 2011

Un proyecto ambicioso: El subte Rusia - Estados Unidos



Un ambicioso y multimillonario proyecto pretende unir a Siberia y Alaska por medio de un túnel submarino. Éste conectará por tren Rusia y Estados Unidos a través del Estrecho de Behring, lo que le permitiría a China llegar por tierra al mercado estadounidense.

Los que impulsan y que están a favor del proyecto calculan que por ésta ruta se transportaría el 3% de la mercadería mundial, generando ganancias de $11.5 mil millones de dólares anuales.

Aunque parezca muy moderna, la idea ya había sido pensada por el zar Nicolás II en 1905.
Se espera que las obras concluyan en 2041.